Lipoescultura

Con la lipoescultura redistribuimos el tejido graso acumulado en diversas zonas del cuerpo como en abdomen y espalda y se injerta en los lugares donde es deficiente como en los glúteos, para mejorar el contorno corporal.

En manos de un medico Experto como es el Dr. Gildardo Pérez tendremos un procedimiento de moldeamiento completo de tu figura, es realizar una obra de arte en ti hasta alcanzar tu mas grande potencial de belleza, realzando tus curvas y proveyendo volumen donde se requiera. Todo con el fin de que puedas volver a soñar con un cuerpo totalmente hermoso y atractivo

LA LIPOESCULTURA:

Es una técnica de Cirugía Plástica en la cual se redistribuye el tejido graso que se encuentra en la capa más profunda de la piel denominada también hipodermis o tejido subcutáneo, utilizando diversos sustancias, aparatos y técnicas quirúrgicas.

Con la lipoescultura redistribuimos el tejido graso acumulado en diversas zonas del cuerpo como en abdomen y espalda y se injerta en los lugares donde es deficiente como en los glúteos, para mejorar el contorno corporal. Se trata de conservar la integridad cutánea, sin aspirar la totalidad del tejido subcutáneo y así conservar una piel saludable libre de secuelas y con resultados naturales sin evidenciar la cirugía plástica (que es lo ideal cuando tratemos de encontrar los mejores resultados). Busca aproximar la forma anatómica que el paciente tiene al ideal presentado como causa de consulta y éste debe ser ilustrado, concertado y aclarado sobre las posibilidades reales que cada cuerpo presenta.

El procedimiento tiene una duración que varía de 2 a 4 horas dependiendo de la extensión y volumen, de las secuelas de procedimientos previos, del tono y otras características de la piel y el cuerpo en la cual se vaya a trabajar; generalmente se realiza con anestesia peridural en la cual el paciente está consciente pero sedado (semejante a la raquídea pero más superficial sin llegar al canal medular) o con anestesia general. Algunas veces el procedimiento puede hacerse con anestesia local cuando el área o volumen a extraer son pequeños pero el riesgo puede aumentar debido a la cantidad de medicamentos anestésicos que pueden ser tolerados por cada paciente.

Siempre la anestesia será administrada por un anestesiólogo que acompañara al paciente durante toda la cirugía y recuperación.

El tamaño de las incisiones en la piel por donde se introducen los instrumentos son de medio a un centímetro y se localizan en los pliegues de la piel o en los lugares cubiertos por la ropa interior.

Algunas de estas incisiones quedan con puntos de sutura que son retirados en aproximadamente 1 semana, y cicatrizan totalmente en un periodo de 3 a 6 meses después del cual quedan casi imperceptibles, Siempre y cuando no se exponga al sol.

LAS CUENTAS CLARAS

La lipoescultura no es una técnica de adelgazamiento ni un método para perder peso.

 

Debe tener un plan quirúrgico individual y concreto en el que se evalúe el riesgo-beneficio, teniendo claro que el límite en cuanto a volumen extraído no debe sobrepasar del 5 al 7 por ciento del peso de cada paciente. Por ejemplo: en una persona de 70 kilos el máximo permitido es 4.9 litros de volumen.

 

 

 

REQUISITOS:

Los pacientes candidatos a someterse a cualquier cirugía plástica deben realizarse una serie de exámenes de laboratorio y su respectiva valoración preanestésica, que nos garantiza el buen estado del paciente y descarta factores que contraindiquen la cirugía.

Los pacientes serán sometidos a un estudio fotográfico pre y post operatorio que es obligatorio para fines legales y de valoración de resultados.

Además los pacientes deben ser conscientes que no es un procedimiento realizado para poder comer sin medida, y sin alterar sus medidas.

 

 

CAMBIOS POST-OPERATORIOS:

Después de una lipoescultura la piel y el cuerpo sufren una serie de cambios hasta alcanzar su resultado definitivo más o menos al sexto mes pudiendo ser más tiempo en algunos caso y pasando por las siguientes fases:

En el primer y segundo día es común la salida de alguna cantidad de líquido sanguinolento por los orificios realizados en la piel (generalmente en el ombligo, ingle y espalda), y el dolor progresivo en las áreas aspiradas como espalda y abdomen. Pueden presentarse mareos, vómitos y cefaleas en la primera semana, por eso se recomienda el acompañamiento del paciente a la hora de tomar baño en los primeros días.

En la primera semana es común una alteración en la frecuencia de las disposiciones intestinales debido al reposo. También es frecuente el edema de piernas y tobillos en estas primeras semanas.

Luego del segundo día del edema (hinchazón) comienza a aumentar llegando al punto de no poder vestir la ropa que usaba antes de la cirugía.

A partir de la segunda semana el edema y los hematomas (morados) van disminuyendo y comienza a aparecer un empastamiento debajo de la piel. Este empastamiento (plastrones) va desvaneciéndose y se forman unos nódulos que a la tercera y cuarta semana son grandes y van disminuyendo hasta desaparecer alrededor de los 4 meses. Acompañando a este proceso se observan alteraciones en la sensibilidad de la piel (comezón y áreas de anestesias).Luego la piel sigue contrayéndose hasta los seis meses cuando se alcanza el resultado definitivo y la tersura y suavidad cutánea se recupera.

 
COMPLICACIONES:

La lipoescultura es susceptible de las complicaciones de cualquier cirugía y de algunas alteraciones o secuelas locales que generalmente se corrigen en un retoque o segundo tiempo, caso que se presenten, se es necesario corregirlas, pues la mayoría de las veces, en buenas manos, son pocas o pequeñas y es un procedimiento MUY SEGURO si se compara con la frecuencia con que se hace. La temeridad con que a veces se hace por no cirujanos y el desconocimiento del riesgo por parte de la comunidad en general.

CUIDADOS POSTERIORES:

No recibir sol hasta que desaparezcan las equimosis (morados) generalmente de 3 a 6 meses.

Uso de la faja elástica o de un body de lycra por un mes o más según lo recomiende el cirujano plástico.

Recibir los medicamentos y cuidados ordenados en la receta médica, por el tiempo indicado.

Lavar con agua y jabón el área de los puntos (generalmente cubiertas con cintas), secar y luego limpiar con suero fisiológico y alcohol.

Los controles son: al día siguiente de la cirugía, visita en casa por la enfermera, a los 5 días y a la semana o por 2 semanas dependiendo de la necesidad del paciente o criterio medico.

Eventualmente se hace necesario el drenaje del liquido acumulado bajo la piel (será realizado por el cirujano cuando lo considere necesario).

Los masajes post-operatorios pueden necesitarse.

 

Las actividades laborales y deportivas pueden reanudarse según lo permita el grado de dolor de cada paciente, generalmente en 1 semana.

El paciente debe llevar una dieta adecuada para su peso, estatura, actividad y edad. Pues si hay un exceso de ingesta, los nutrientes se acumularan en forma de tejido graso subcutáneo como ocurre en cualquier persona con o sin lipoescultura. Los profesionales que mejor le orientaran sobre la dieta a seguir son deportólogos, nutriólogos, nutricionistas y quienes se hallan especializado para ello y nóo quien reparte una receta de cocina a todos los pacientes por igual olvidando genética, condiciones sociales y psicológicas y particularidades de cada organismo y entendiendo que los primeros días deberán ser de hidratación y de reposición de tejidos y glóbulos rojos...

Cuidados Postoperatorios

Uso de Faja abdominal durante al menos por 3 meses mientras te recuperas

Controles médicos postquirúrgicos a los 7, 15, 30 y 90 días 

Modera tu actividad física, reduce a cero ejercicios o actividades extenuantes

Dieta blanca durante tu recuperación; evita alimentos grasosos y lácteos 

Información de contacto

Lunes a Viernes: 8 am a 12 y 2 pm a 6 pm

Sábados: 9:00 am a 12:00 m

Domingos: Cerrado

Menú

© 2023 by Whatha  &  FAHP Technology